Un engaño Real al Follonero

Como han comprobado en el vídeo, siempre he tenido una relación cercana y de confianza con el Rey.

Recuerdo una ocasión en la que el Rey preguntó al Cardenal Don Marcelo que quién mandaba más en Toledo, si él o yo. Don Marcelo contestó: “Sin duda, el presidente es el que manda; yo llegué a la meta, pero él está llamado a cimas más altas. Ha visitado más de ochocientos pueblos, y ése es su verdadero poder: su conocimiento de la realidad. Además, es de las personas que se deja querer”. El Rey me guiñó un ojo, en señal de complicidad.

Recuerden, pueden leer esta anécdota con mucho más detalle en mi libro: Los diarios de José Bono.

 

Social Share Toolbar